Venciendo la vergüenza

¡La vergüenza es un amo poderoso! Nos hace sentir temor, nos dificulta avanzar en nuestras vidas. Cuando sentimos vergüenza la vida pierde la alegría y se vuelve una lucha desesperada.

Terminar con la vergüenza

Recientemente, un político estuvo involucrado en un escándalo de corrupción. Su reputación se arruinó y sintió una gran vergüenza. Al final se quitó la vida, pensando que su muerte liberaría a su familia de la vergüenza que él había traído.

El suicido no es la respuesta a este problema. En cambio, lo que hace es generar más dolor. Dios entiende que como personas muchas de nuestras acciones nos avergüenzan. Este sentimiento puede ser causado por acciones malas a las que la Biblia llama “pecado”. El pecado destruye todo lo que toca, y nos deja una sensación de vacío interior y soledad.

Cuando pecamos sentimos una enorme vergüenza y dolor en nosotros, en nuestra familia y en Dios. El pecado causa vergüenza y la paga por ese pecado es la muerte.

Dios entiende este problema. Por eso envió a du Hijo único para resolver este problema por nosotros. Jesucristo pagó el castigo por nuestros pecados y nos liberó de la vergüenza de una vez y para siempre. Cuando Él murió en la cruz, canceló la deuda de nuestro pecado e hizo que el perdón sea posible para cada uno.

¡Después Dios hizo un milagro más grande y levantó a Cristo de la muerte, resucitándolo!

La solución a la vergüenza

Jesús quiere transitar el sendero de la vida con nosotros. Él nos ayudará salir de los problemas en los que nos metemos y a mantener una buena relación con Dios nuestro Padre. Una vez que eliges vivir para Jesús puedes cumplir con tus obligaciones familiares como hijo o hija y servir a tu nuevo amo, Jesús.

Él caminará contigo y te guiará en la senda de la vida, para que puedas tener éxito y disfrutar la promesa de la vida eterna.

Lo Que Sigue

Nos gustaría que nos des la oportunidad de ayudarte a responder cualquier prgunta que tengas sobre la fe o sobre seguir a Cristo. Tenemos conectores preparados para responderte.

shares